red.diariocritico.com
El rápido aumento de la pobreza en el Uruguay.

El rápido aumento de la pobreza en el Uruguay.

Por Manuel Suárez Suárez
jueves 03 de junio de 2021, 17:17h

Me entristece mucho que mi querida Banda Oriental haya caído en manos de un gobierno que practica el más discriminador neoliberalismo de la región. Quizás sea peor en Brasil pero Bolsonaro es un referente para el presidente Lacalle Pou. ¿Qué me estás contando? Así se explica que puedan entrar autobuses de truristas brasileños que vienen a hacer compras en los departamentos fronterizos de Artigas, Rivera y Rocha. Con Brasil lo que sea pero no con Argentina. No hay buena onda con don Alberto ya que siendo peronista gobierna para la mayoría y eso se acerca bastante al gobierno frenteamplista que durante 15 años elevó el bienestar social a cotas nunca conocidas. Los contagios víricos están fuera de control debido a que se eligió mantener la actividad empresarial. La vida es secundaria. Hago la aclaración de si no hay más muertes es porque el Frente Amplio dejó en herencia un excelente Sistema Nacional de Salud con varios centros de salud y hospitales renovados y otros de nueva construcción.

El actual presidente es poca cosa. La verdad es que no tiene ninguna virtud pero los errores que comete a diario son ocultados y manipulados por una banda organizada de mercenarios mediáticos que manejan muy bien la brocha de pintura blanca con la que pintan la oscuridad. Son muy eficaces ya que estaban percibiendo unas chauchitas en sus respectivos medios de prensa hasta que les llenaron de guita los bolsillos para convencer a un sector de la clase media de que el Frente Amplio los estaba robando. Eran los que se quejaban de que pagaban muchos impuestos. Eran los que se morfaron el cuento de que estaban manteniendo vagos con su laburo. El veneno de los mercenarios fue muy efectivo. El Frente Amplio perdió en las urnas por unos pocos 34.000 y pico de votos. Creo que la estrategia es clara, se trata de mantener la adhesión del votante para perder el mínimo de voluntades antes del fin del mandato.

Es necesario destacar que a su vez, toda esta cantidad de mentiras y pérdida de derechos, incrementa el ánimo de los frenteamplistas a los que les sube la temperatura al comprobar que con tres boludeces sacaron del escenario a un elenco de honrados actores y actrices para sustituirlo por un desafinado grupo de coimeros delincuentes. La actual coalición de derecha debe repartir con el malandraje ultra derechista del milico Manini que le da el apoyo necesario para tener la mayoría parlamentaria. El presidente es de talante autoritario pero se frena para intentar dar una imagen de muchacho conciliador. Acaba de manifestar que “En Rivera en hay 114 mil vacunados”, es su respuesta a las críticas de la oposición y del colectivo sanitario por la alta tasa de contagios que tiene lugar en la frontera con Brasil. La población de Rivera es de 104 mil habitantes. Es una vergüenza que el presidente mienta con tanto descaro pero el mensaje está destinado a sus votantes que se tragan todo lo que dice y por eso está pasado de rosca en 10.000 personas.

Quiero mencionar un acto que tuvo lugar en el departamento de Florida que evidencia el desgraciado error cometido en las urnas por los votantes del “Partido Nacional”. Se convoca una rueda de prensa para comunicar que una asociación de comerciantes hará entrega de una donación para el hospital de la capital departamental que consiste en 15 toallas blancas. Esto nos define a los miserables que están al frente de la muy noble República Oriental del Uruguay. Es triste porque está claro que tenemos un grave problema de moralidad que va más allá de cualquier ideología o bandera política. Otro acto delictivo que no quiero dejar pasar es la privatización de la ayuda a los necesitados [Ollas Populares] por medio de fondos públicos del ministerio de Desarrollo Social. Son coimeros totales pero además se aseguran que desaparezcan las “Ollas Populares” que son mantenidas por voluntarios en varios barrios de Montevideo. Las comidas se ofrecen con lo recaudado por los vecinos pero el problema es que los voluntarios son casi todos frenteamplistas. Estoy hirviendo pero me tengo que aguantar. Quedan unos pocos años de ofensa al ciudadano honrado, es inevitable el retorno del Frente Amplio. ¡Vamos a volver!

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

3 comentarios