red.diariocritico.com

Las protestas se hacen más fuertes

El conflicto con el campo provocó un masivo cacerolazo en varias ciudades del país

El conflicto con el campo provocó un masivo cacerolazo en varias ciudades del país

Cuando ya van casi 100 días del inicio del conflicto entre las entidades agropecuarias y el gobierno, se produjo un masivo cacerolazo en repudio a la gestión de Cristina Fernández de Kirchner.
Miles de argentinos salieron esta noche a las calles de Buenos Aires y de varias ciudades del país para protagonizar un nuevo "cacerolazo" en protesta por la falta de diálogo entre el Gobierno y el sector agropecuario, enfrentados desde hace 97 días.

En la capital argentina las manifestaciones más multitudinarias ocurrieron en los barrios de Recoleta, Belgrano, Almagro y Caballito, donde los vecinos hicieron sonar cacerolas y demás utensilios de cocina, acompañados por las bocinas de los automovilistas.

Pero también se congregaron con el mismo objetivo vecinos de las ciudades de Mar del Plata, Córdoba, Mendoza, Rosario, Bariloche y Neuquén, entre otras, de acuerdo con distintas estaciones de radio y televisión.

"Basta de confrontar" y "Diálogo ya" son las principales consignas de la manifestación, que también se lleva a cabo en la ciudad de Gualeguaychú, el epicentro más radical de la protesta del sector agropecuario.

El conflicto con las organizaciones rurales comenzó en marzo pasado, cuando el Gobierno impuso un esquema de impuestos móviles a las exportaciones de granos que los productores del campo tachan de "confiscatorio".

La controversia se agudizó el sábado pasado, cuando las entidades agropecuarias decretaron la cuarta huelga comercial desde que comenzó el conflicto.

La nueva huelga fue decidida después de que la Gendarmería detuviera a 19 dirigentes rurales, tras intentar desalojar por la fuerza un piquete en una ruta de las afueras de Gualeguaychú.

Si bien las agrupaciones rurales desaconsejaron el bloqueo de rutas, productores agropecuarios mantenían cortes parciales en una treintena de puntos del país, donde impedían el paso de camiones con cereales para la exportación.

En decenas de otras regiones los productores se encuentran a la vera de las rutas.

El prolongado conflicto ha llevado a una situación crítica a vastas regiones del país, donde se agudiza minuto a minuto la falta de combustibles, la escasez de alimentos básicos, los problemas en la provisión de medicamentos y la caída en el turismo.

En distintos puntos del país se registraron problemas en el abastecimiento de combustibles. La Federación del Interior de Trabajadores de Estaciones de Servicios y Garajes de la República Argentina (FITESGRA) resolvió ante el problema del desabastecimiento que afecta a los usuarios como a los trabajadores del sector, declararse en estado de alerta y movilización en defensa de sus puestos de trabajo.

Advirtieron, a su vez, que "si no hay una solución en el corto plazo y no se liberen las rutas, dentro de 15 días, todo el país estará paralizado por la falta de combustible".

Los dirigentes agrarios y Carrió en el programa de Mirtha

Por si todo esto fuera poco, los representantes de las entidades agropecuarias –incluyendo obviamente a De Angeli- junto a la que mejor rédito político esta sacando a esta situación como Lilita Carrió, estuvieron en el programa Almorzando con Mirtha Legrand, donde durante dos horas se dedicaron a criticar al gobierno, y a reiterar que están esperando una convocatoria al diálogo.

Al término del envío se registraron incidentes menores entre un manifestante que le arrojó algunos huevos a Miguens, y gente que apoya el reclamo del campo.

Lamentablemente fue una nueva oportunidad perdida, ya que tener a representantes de un mismo sector (sea cual sea) lo único que logra es exasperar aún más los ánimos, algo que quedó demostrado con las manifestaciones que se dieron por la noche.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios