red.diariocritico.com
Las cartas del abuelo Pascasio: en la proa de la Fragata Libertad

Las cartas del abuelo Pascasio: en la proa de la Fragata Libertad

jueves 17 de enero de 2013, 04:58h
Muy querida nieta Cristina:
        
         Los abuelos gallegos de la agrupación "Cristina da Fonsagrada" me pidieron que te escribiese para solicitarte tengas a bien recibir en la Casa Rosada a dos emigrantes gallegos que llevan toda una vida en la Argentina. Se trata de que conozcas a Josefa Silva Castro [Fisterra] y Carlos García González [Vigo]. El pedido salió después de escuchar una emotiva loa al valor de Manuel Olveira, el héroe gallego  que murió en las Malvinas. El merecido elogio salió del corazón de nuestro compañero Alejandro Campos Ramírez [famoso en el mundo entero por ser el inventor del futbolín o sea el "metegol"] que es originario del mismo pueblo marinero de Olveira, es decir, Fisterra.
 
         Al llegar a Mar del Plata la fragata "Libertad" fue cuando vino el compañero Alejandro con un ejemplar de "Página 12". Nos leyó la nota  titulada El escultor de la fragata que informa sobre el autor del mascarón de proa que no es otro que el gallego   Carlos García Gonzaléz. En el año 1964 la Armada le encarga el trabajo y mientras lo está tallando se produce el fallecimiento de su esposa, Victoria. El dolor que siente le lleva a homenajearla en la propia madera del mascarón al grabar allí la palabra griega Niké que significa victoria. Te imaginarás, Cristina, el legítimo orgullo que sintió el bueno de Carlos a sus bien llevados 87 años al ver entrar en el puerto la altiva proa de la fragata que derrotó los "buitres financieros".
 
         Luego Alejandro nos dijo que está muy apenado por la ausencia de homenaje o recordatorio en su pueblo de Fisterra para el noble marinero salvador de vidas en el hundido barco "Isla de los Estados". Por eso es que propone un sencillo recuerdo en una chapa de buena madera patagónica en la que Carlos grabe un In Memorian en honra de Manuel Olveira. Te preguntarás sobre el papel que juega la emigrante "Pepita" [así le llaman acá pero allá en su Fisterra es "Fina"] que vive en Puerto San Julián. Ciertamente es básica su gestión para conseguir que el alcalde del municipio de Fisterra organice la ceremonia oficial de inauguración de la placa conmemorativa.
 
         Como el amigo Alejandro las piensa, es que se le ocurrió recurrir a la colaboración de Josefa ya que además de ser una mujer con gran don de gentes es también familiar del alcalde por línea materna. Ella se encargará de tramitar un sitio adecuado para colocar la chapa de madera y le sugerirá al regidor municipal Traba Fernández si puede ir al lado de la placa de bronce que recuerda al Gral. San Martín, poco antes del faro a mano derecha. Cuando recibas a Josefa, te vas a sorprender mucho con la emotiva historia de una nena emigrante de 11 años que cantaba muy bien pero que se quedó muy cortada al llegar de la mano de su hermana mayor al santacruceño Puerto San Julián el 26 de agosto de 1958.
 
         Ahora es a mi al que se me ocurre algo. Sin duda será un golazo de tu parte y recibirás miles de aplausos. Te propongo que antes de visitar mi aldea aprovechés para estar en Fisterra en el homenaje al marino mercante Olveira. Si vas ---lo normal y protocolario es que te nombren "Huésped de Honor"--- la gente te saludará por las calles. Te dirán, con acento porteño, que vivieron en Gerli, Wilde o Villa Domínico y que su equipo del alma es Independiente o el Arsenal de Sarandí. Al llegar a una esquina verás una chapa con el nombre de Avellaneda. Allí al lado del mar sentirás que el héroe Olveira no podía haber nacido en sitio más mágico que este Fin del Mundo.
 
         No te entretengo más. Recibí el más gallego de los abrazos del abuelo que no te olvida.
 
                                                        Pascasio Fernández Gómez
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Red de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.