red.diariocritico.com
El Instituto de la Mujer amplía las ayudas para obtener el permiso de conducir

El Instituto de la Mujer amplía las ayudas para obtener el permiso de conducir

Las mujeres castellano-manchegas lo tendrán más fácil a la hora de conseguir el carné de conducir. Al menos económicamente, porque el Instituto de la Mujer ha ampliado la Orden de ayudas para la obtención de permisos de conducir para vehículos de mayor tamaño, como camiones rígidos, autobuses y articulados, en su ánimo de favorecer la inserción laboral de las mujeres de Castilla-La Mancha y aumentar su autonomía personal.

La respuesta positiva de las mujeres de la región a las ayudas para la obtención del carné de conducir B ha ido en aumento desde 2003, año en que esta Orden entró en vigor y desde entonces miles de mujeres se han beneficiado de la ayuda de 300 euros que concede el Instituto de la Mujer.

Durante 2006, el Instituto destinó a esta línea de subvención un total de 417.300 euros con el fin de promover la plena incorporación de la mujer a todos los ámbitos de la vida, uno de los objetivos prioritarios del Gobierno del presidente, José María Barreda.

Con la ampliación de la Orden a permisos de las categorías B, C (camiones rígidos), D (autobuses) y E (vehículos articulados), el Instituto de la Mujer quiere facilitar la inserción de las mujeres a puestos de trabajo que han sido tradicionalmente desempeñados por hombres y que suponen una alternativa laboral para las mujeres.

Además, con esta iniciativa se pretende promover el espíritu emprendedor y la actividad empresarial de las mujeres de Castilla-La Mancha, un territorio caracterizado por su dispersión geográfica en el que la posibilidad de desplazarse y comunicarse resulta fundamental.

Podrán acceder a estas ayudas las mujeres desempleadas, las trabajadoras por cuenta ajena que desempeñen su puesto laboral en una localidad distinta a la de su lugar de residencia y mujeres autónomas que lleven un año o menos desarrollando su actividad.

Los requisitos que deben reunir estas mujeres son ser mayores de veinte años; estar empadronadas en Castilla-La Mancha con una antigüedad de al menos un año; disponer del Permiso de Conducción en el momento de presentar la solicitud y que no haya pasado más de tres meses desde su expedición.

Asimismo, para las trabajadoras por cuenta ajena y autónoma, con una localidad de residencia distinta a la de su actividad profesional, se les exige unos requisitos de ingresos económicos que serán eximidos en el caso de tratarse de víctimas de violencia de género.
 
 
 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios