red.diariocritico.com

Italia pide una reunión urgente del 'gran' grupo

Brown, a la desesperada: Ya sólo sirven las acciones concertadas mundiales

El primer ministro británico, Gordon Brown, ha pedido en una carta a sus socios del G-8 una acción concertada tanto a nivel europeo como internacional para garantizar los préstamos interbancarios, según informa el vespertino 'Le Monde'.
Esta idea viene siendo explorada desde hace días por el presidente francés, Nicolas Sarkozy, y se está examinando seriamente en todas las capitales europeas, agrega el diario galo. Así, el presidente en ejercicio de la Unión Europea baraja una nueva declaración de los 27 que permita garantizar todos los préstamos interbancarios.

   Precisamente este miércoles, Sarkozy apostó nuevamente por una respuesta coordinada a la vista de que ningún país está al abrigo de las repercusiones de la crisis financiera aunque algunos "resistan mejor que otros".

   "Sólo la acción coordinada de los bancos centrales y de los Gobiernos permitirá frenar el riesgo sistémico y garantizar la financiación de las economías. No puede haber respuestas aisladas a desafíos globales", dijo el presidente frances durante su intervención en la Conferencia de Política Mundial que se celebra en la localidad francesa de Evian.

   La garantía de los préstamos interbancarios podría restablecer la confianza de los mercados, que siguen registrando pérdidas pese a la decisión de bajar los tipos de interés anunciada por siete bancos centrales y el plan de salvamento acordado por el Gobierno británico para acudir en ayuda de su sector bancario.

   Por su parte,  el ministro de Exteriores italiano, Franco Frattini, declaró este miércoles que Italia apoya la idea de celebrar un G-8 extraordinario para afrontar la crisis de los mercados, aunque "ahora lo que sirven son medidas urgentes a nivel europeo", precisó.

   "Si un G-8 puede ayudar" a encontrar una salida a la crisis, Italia "no se opondrá", fueron las palabras de Frattini, quien concretó que al menos, sería necesario "un mes" para organizarlo.

   El ministro italiano también informó de la conversación telefónica que mantuvieron esta mañana el primer ministro italiano, SilvioBerlusconi, y su homólogo británico, Gordon Brown, para hablar de lacrisis.

   El mismo Berlusconi ya había adelantado ayer que no veía motivos para excluir un G-8 extraordinario y que ya había hablado con el presidente de los Estados Unidos, George W. Bush, sobre esta posibilidad, según explicó a los periodistas que le preguntaban al respecto.

   Los líderes mundiales todavía no han concretado dónde se llevaría a cabo el G-8 extraordinario, aunque sí precisaron que debería celebrarse antes de que termine este año. La reunión anual prevista para 2009 se desarrollará en Italia, en la isla de Maddalena.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios