red.diariocritico.com
Las cartas del Abuelo Pascasio: Un oscuro deseo de inequidad

Las cartas del Abuelo Pascasio: Un oscuro deseo de inequidad

lunes 21 de marzo de 2016, 12:19h

Muy querida nieta Cristina:

Te quiero contar que en la última reunión de la “Asemblea Celestial da Emigración Riopratense” [ACER] le dedicamos una sesión monográfica al “cambio” en nuestra bien amada República Argentina. Los compañeros que hicieron uso de la palabra ---no intervine porque estoy muy decepcionado--- analizaron en profundidad varios aspectos del comportamiento electoral que consideran fueron decisivos en el triunfo de don Mauricio. Los que hablaron son todos buenos conocedores del terreno ya que allí dejaron alegrías, sudores y descendientes. Vivieron, al igual que yo, en el período que va desde Irigoyen a Perón, etapa protagonizada por el ascenso de la clase media emigrante a los asuntos públicos.

El análisis de lo sucedido los deja perplejos. Coinciden en que la ceguera de la clase media los lleva al suicidio. Voy a rescatar una de las intervenciones que me gustó mucho por sus acertados de toques de humor, algo habitual en el compañero Pérez Prado que a pesar de los años sigue dando siempre en el clavo. Sostiene Antonio que el tener a Macri de presidente es consecuencia de la pérdida de identidad de la clase media. Dijo algo así: Si no sabés quien sos, tampoco sabés quien te representa. Mis viejos, gloriosos lucenses de Parga, tenían claro que dejaban un hermoso paisaje conocido para aventurarse en tierra lejana y desconocida. Buscaban progresar. Se pusieron a laburar para poder ahorrar unos mangos que le abriesen las puertas de la universidad al hijo nacido en la orilla sur.

Antonio está muy informado, se lee por la mañana una docena de diarios argentinos y gallegos y además el New York Times y el Washington Post en inglés. Nos leyó unos cachos de una nota de la periodista Sandra Russo titulada “Hacemos mal las sillas” que nos abrió bastante los ojos. La periodista denomina como un “oscuro deseo de inequidad” el pecaminoso defecto que anida, complacido, en sectores sociales bajos, medios y altos que “necesitan el espectáculo del dolor del otro para sentir una extraña seguridad”. Nos parece que algo está mal en el interior de miles de ciudadanos. En vez de tener las pilas cargadas con sentimientos nobles como el de la solidaridad, su carga es al 50% de miedo e histeria. Tienen miedo a perder ingresos y por lo tanto a acercarse a los pobres. Están histéricos al ver lo muy lejos que están de tener un yate en el puerto de Punta del Este.

En la nota de Russo también se menciona el papel cumplido por los manipuladores medios concentrados de desinformación, el peligroso “Clan del Clarinete” , que actúa sobre la opinión pública para poder realizar grandes estafas al bienestar colectivo. La técnica es conocida pero el “medio pelo” traga como si fuesen aspirinas todas las mentiras y argumentos vacíos que los motivan para negar el ascenso social a los grasa. Solamente pueden subir ellos. Se auto-eligen como únicos candidatos para mejorar su posición al mismo tiempo que revientan a los planeros del choripán. Consideran al PRO como el mejor instrumento para acabar con todas las ayudas sociales. Les hicieron creer que los de abajo son sus enemigos. Es así que aceptan sin rechistar que los más millonarios no paguen impuestos.

A lo mejor me equivoco pero viendo que el régimen macricida solamente actúa en beneficio del 1% de la población, antes o después, se irán pinchando muchos globos amarillos. Aquellos que los domingos ponían cinco quilos de asado de tira en la parrilla se quejarán de andar, ahora, buscando la mejor oferta de bofe. Algún zonzo siempre queda ya que el proceso de desintoxicación no es igual para todos los organismos. Habrá algún cornudo que diga que tiene razón el ministro Genio Mayor cuando afirma sin ruborizarse que “con el gobierno anterior nos habíamos acostumbrado a comer barato”.

Me despido. Tengo que irme para no perderme la explicación que nos dará el gran filólogo Carballo Calero sobre el topónimo Ribadavia. Vos bien sabés que el primer presidente de la Argentina era hijo de un emigrante de Monforte de Lemos que se llamaba Bernardo Benito González Rodríguez. La pregunta es de dónde salió el mal escrito nombre, Rivadavia. Hoy lo voy a saber. Recibí el cariño del viejo fonsagradino que no cede en su defensa de la maravillosa patria de José de San Martín.

PASCASIO FERNÁNDEZ GÓMEZ

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (7)    No(0)

Foro asociado a esta noticia:

  • Las cartas del Abuelo Pascasio: Un oscuro deseo de inequidad

    Últimos comentarios de los lectores (10)

    503 | UBALDE - 30/03/2016 @ 12:10:14 (GMT+1)
    Nos vamos al tacho pero con ALEGRÍA (Suben al doble los boletos de colectivo y tren) ///
    Sigo sin enterarme de la razón o razonamiento que llevó al 51% de los argentinos a querer vivir peor. No entiendo que antes estuviese todo mal con asado en la parrilla y ahora todo bien con el bofe que antes se tiraba porque acá no somos comedores de los pulmones de los animales. ///
    Dale un abrazo al abuelo de mi parte (escribe unas cartas bárbaras)
    501 | Roberto Dalle - 26/03/2016 @ 17:52:09 (GMT+1)
    Para que unos pocos tengan más millones se pone al país de rodillas y a la clase media a sufrir descenso de ingresos. Es tema viejo el macrismo ---aunque los globobuludos piensen que descubrieron la alegría--- que destruirá la industria nacional para recibir la coima de la mafia financiera internacional. Se cortó la línea de progreso. ¡Viva el bofe!
    500 | Xancarallán - 25/03/2016 @ 20:11:38 (GMT+1)
    Los abuelos emigrantes que se rompieron el lomo laburando no entienden que los nietos sean "GloboludosMacristas". Son tan vivos que votaron para perder derechos e ingresos. Abrazo al lúcido Pascasio.
    499 | Pepe de Libertador - 24/03/2016 @ 18:14:19 (GMT+1)
    Las cartas son muy formativas. Las leo desde hace 3 años y cada vez están mejor. Todo lo que pones en boca del abuelo es lo que sentimos el 49% que no votamos a Macri. Somos millones los que preferimos el asado al bofe. Es un gobierno para pocos. En unos meses nos metieron en el horno. La alegría no la veo por ninguna parte. Veo despedidos. Veo empresas cerradas. Veo chorros que brindan con champagne. Veo buitres que se ríen del coimero calabrés que vuelve al gran afane (ahora con autorización del votante globoludo)
    498 | Lina BAZ - 24/03/2016 @ 13:11:04 (GMT+1)
    Cuarenta años después del golpe que acabó con la vida de 30 mil argentinos creo es momento de gritar bien fuerte: NUNCA MÁS.
    Siento que con este gobierno de ladrones y chupamedias de los financieros internacionales se van a acabar las ayudas para la investigación cientifica e histórica de lo acontecido. Un apena pero los macristas están más preocupados por el precio del champagne que por los demócratas que fueron masacrados por la dictadura (apoyada por los U.S.A.]
    Un saludo para el viejo y querido emigrante del municipio de A FONSAGRADA.
    497 | D'Atallada - 23/03/2016 @ 19:31:52 (GMT+1)
    Recordar que ayer nomas el asado estaba a 70 y ahora está a 200 pesos me entristece. No puedo entender que haya gente tan cerrada en sus insensateces que no comprenden que no votó a un partido más o menos, normal. Votó a un grupo de delincuentes que saben hacer bien y rápido su trabajo. Se enriquecerán al mismo tiempo que empobrecen a millones de ciudadanos. Saludos al abuelo.
    496 | J.C.Bogo - 23/03/2016 @ 10:15:51 (GMT+1)
    El nivel de asquerosidad del nuevo gobierno no conoce límites. Un ministro ofende impunemente a la mayoría ciudadana porque sabe que son flor de globoludos que se morfan cualquier truchada macrista. ¿Comer barato?
    495 | Uneido - 22/03/2016 @ 21:21:00 (GMT+1)
    Lamentable. Un grupo de ciudadanos que negaron el progreso son ahora los que deberían de arrepentirse y pedir perdón. Su irracional elección nos lleva a tiempos de desempleo y represión de las protestas. Estoy pensando en formar una Asociación de Afectados por el PRO.
    494 | RUZO - 22/03/2016 @ 12:41:34 (GMT+1)
    Buenísmo, Manuel. Le mando saludos al abuelo Pascasio que no olvida su emigración en Argentina. Espero que nos curemos pronto y podamos erradicar el virus macricida que está acabando con la clase media.
    Los gaitas que antes andaban desesperados para cobrar las pensiones en dólares, ahora están jodidos. Tienen que vender los dólares en las cuevas para ayudar a la familia (fueron despedidos a pesar de ser ñoquis bien amarillos)
    493 | Eytán Lasca-Szalit - 22/03/2016 @ 00:48:03 (GMT+1)
    Es así, tal cual. Aunque la clase media argentina no es el único colectivo que cada tanto vota en contra de sus intereses en gran medida motivado por su desprecio a los de abajo, se caracteriza por una ceguera política exagerada. Ni siquiera puede decirse que el PRO los engatusó... Nada de eso, están tomando todas las medidas regresivas que habían anunciado. Lo único sorpresivo es la prisa con la que toman cada medida, para embagayar a todo el mundo antes de que reaccionen.

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de Red de Diariocrítico.com

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.