red.diariocritico.com

¿Una democracia mediatizada?

sábado 12 de diciembre de 2015, 14:53h
Para nadie es un secreto que la democracia española se ha mediatizado y que las televisiones han convertido la política en mero entretenimiento, de modo que mucha gente se queda con sensaciones personales de los contendientes pero no con verdaderos contenidos políticos. En España, el debate político ha pasado de la prensa intelectual e influyente, con tendencias pero no necesariamente partidaria, a programas 'políticos' hechos a modo de espectáculos, donde lo que prima no es tanto explicar opciones de gobierno como embarrar el campo. Se llega al extremo de que se valora a los candidatos por cómo actúan en un plató, sin reparar en que se trata -nada menos y nada más- de personas que deben tener ideas políticas y saber gobernar un país.

El fondo de la estrategia, por lo demás, no es tan nuevo. Ya se ensayó en Galicia con gran éxito por parte de la derecha política y mediática mediante una manera eficiente de dar más o menos cancha en los medios a las fuerzas de la izquierda, de modo que el resultado electoral sea siempre la victoria del PP. Puro gatopardismo: aparentar que todo cambia para que nada cambie. Ahora todo parece indicar que Mariano Rajoy -gallego, por cierto- y los suyos repetirán el éxito de Galicia en España. Al menos es lo que revelan unas encuestas que, faltaría más, están bajo la influencia de los programas 'políticos' de televisión. Las famosas sensaciones.

Ya era sospechoso que una cadena de televisión de derechas fuese el altavoz de un partido antisistema, algo nunca visto en las democracias occidentales, donde lo habitual es que las distintas corrientes políticas y partidarias tengan medios afines, de manera que la democracia sea plena y equilibrada en todos los sentidos. Ahora vemos con más perspectiva la jugada, para algunos siempre descontada: se trataba simplemente de dividir a la izquierda española.

¿Quiere ello decir que las dos grandes víctimas de este juego político-mediático, el PSOE e Izquierda Unida -léase el viejo Partido Comunista-, son inocentes? No. Ambos han cometido errores estratégicos importantes, que también están pagando. Pero constatar ese hecho no es incompatible con hacer lo propio con el control de los grandes grupos de comunicación por parte de capitales financieros y otros empresarios ajenos al sector de la prensa de calidad. Los grandes países democráticos y desarrollados, Reino Unido, Estados Unidos, Francia o Alemania, tienen medios de comunicación profesionales con claras tendencias, poco partidarios, y fuerzas políticas instaladas en la centralidad. Son países equilibrados, donde no se ven las perversiones ni las manipulaciones masivas que están observándose en España, un país menos desarrollado y también menos democrático, con problemas graves en materia de separación de poderes, desigualdad y desarrollo económico, de ahí precisamente que haya tanto paro y tanta precariedad. Nada sucede por casualidad.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Red de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.